lunes, 9 de mayo de 2011

Comer sin gluten en Nueva York, segunda parte

Sigo con la segunda parte de opciones para comer sin gluten en Nueva York, en la que voy a hablar de lo que, en mi opinión, creo que deben de ser dos grandes referencias para los que tenemos que llevar una dieta sin gluten:

- Rissoteria: Realmente esta es una gran opción para las personas en una dieta sin gluten. Está en la zona de Greenwich Village de Manhattan (Dirección: Bleecker Street, between 6th / 7th aves). La especialidad, como os podéis imaginar, es el rissoto, pero tienen también otras muchas opciones, como por ejemplo bocatas (paninis) y pizzas sin gluten. También había en carta varios entrantes sin gluten, postres sin gluten y 4 tipos diferentes de cerveza para celíacos. Como véis, se trata de auténtico paraíso para los celíacos, y de hecho son participantes de una campaña de sensibilización sobre la celiaquía.

De primero tomamos una tabla de quesos y albóndigas (he de decir que no es la mejor tabla de quesos del mundo, pero también es que puede que esté comparando con las de España) y una pizza sin gluten estilo Nueva York. Con el postre no podía, así que me llevé una super ración de banana bread para el desayuno del día siguente (sirve para dos días). El precio es muy razonable. La web del restaurante es: http://risotteria.com/

Fotos más abajo (mirad también que 'churros' de pan más curiosos! Nunca había visto un pan sin gluten así!)




- Peter's: Situado en la zona norte de Manhattan, en un barrio exclusivo cerca de Central Park (Dirección: 1606 1st Ave # 1).
Este es otro paraíso para los celíacos ya que casi todo lo que tienen en la carta lo pueden hacer sin gluten: desde pancakes, sandwiches, hamburguesas, versiones diferentes de platos con huevos, etc. Es un sitio que ofrece opción de brunch (muy americano y de hecho también muy británico), que es básicamente una especie de desayuno fuerte con opciones sobre todo saladas que creo que debe de hacerse en los días en que uno se levanta tarde para desayunar pero no quiere esperar a la hora de la comida.
El tipo de menú es muy americano y la calidad es realmente buena.

Están muy informados sobre la enfermedad celíaca. Como curiosidad os cuento que preguntamos a un camarero por qué tenían tanta variedad en la carta de opciones sin gluten y nos explicó que todo había empezado unos años atrás por un cliente habitual del restaurante que era celíaco y que les sugirió a los dueños que hicieran un menú sin gluten. El resultado fue muy positivo para el restaurante: A pesar de su ubicación (no tan céntrica) reciben muchas visitas de turistas única y exclusivamente por su menú para celíacos...

Comí allí el día que fui a visitar el Guggenheim, que está a un paseo, y de hecho creo que puede ser una buena idea.

Comimos huevos helénicos (huevos escalfados sobre tostadas con aceite de oliva y tomate, acompañados de patatas) y la versión sin gluten de la hamburguesa de visón. De postre: tarta de manzana. Todo realmente bueno. Os dejo fotos para que veáis.



1 comentario:

  1. La Rissotería me pareció un restaurante muy simpático y, no sé por qué, neoyorquino. Puede ser que se deba a que la zona en la que se encuentra es muy agradable y hay muchas tabernas típicas cerca.
    El sitio es muy estrecho pero me gustó mucho, guardo muy buen recuerdo de él.

    El Peter´s resultó una solución genial para el último día y la comida estaba muy rica. Hay tantas opciones en la carta que resulta un poco abrumador.

    ResponderEliminar